jueves, 4 de enero de 2018

West Ham empataron con goles del tamaño de Wembley

En la catedral del futbol, el Tottenham y el West Ham empataron con goles del tamaño de Wembley, a la altura de un Derbi londinense.

El 1-1 en Wembley se forjó a puro golazo, el primero del español Pedro Obiang con un disparo de larga distancia que se incrustó al ángulo superior derecho y el empate de los locales cortesía del surcoreano Heung-Min Son (probable rival de México en el Mundial), quien guardó la pelota en el ángulo superior izquierdo.

El mexicano Javier Hernández fue titular y jugó 64 minutos, pero tuvo una tarde complicada ante el planteamiento defensivo de su equipo. Al 59', el "Chicharito" enfiló solo frente al marco, aunque eran tantos los metros por recorrer que los defensas le dieron alcance aprovechando que la velocidad no es la máxima cualidad del mexicano. Por eso el técnico David Moyes mandó a la cancha al ghanés André Ayew, quien casi al final del partido le da el botín completo a los visitantes.

El Tottenham tuvo el 71 por ciento de posesión, 28 tiros a gol, pero fue el West Ham el que en su primera oportunidad de gol pegó, sí, hasta el 70', un extraordinario tanto de Obiang.

El Tottenham asfixió a su rival, pero era vez el goleador Harry Kane no estuvo tan fino ni tampoco Dele Ali, así que ante la dificultad para dañar a una zaga que arriesgaba el físico en el área tuvo que llegar el surcoreano Son para darle un punto a los Spurs, más que merecido y hasta el 84'.

Con 41 puntos y en la quinta posición, el Tottenham está en zona de Europa League, a tres unidades de puestos de Champions, mientras que el West Ham es decimoquinto con 22 puntos, dos arriba de la zona de descenso.